lunes, 31 de julio de 2017

NECESITO UN CABALLO - POR EDUARDO MARTIN CERRATE - SALUDO DE CUMPLEAÑOS



NECESITO UN CABALLO

Por Eduardo Martin Cerrate


Hace tres horas aproximadamente que se ha iniciado el día 1º de septiembre del año 1982, nos encontramos en Chiquián celebrando las fiestas de nuestra patrona y benefactora Santa Rosa de Lima; el día anterior habíamos bailado, comido y bebido hasta muy tarde y en consecuencia las tres de la madrugada para nosotros era momento de reposo y recuperación de energías.

Estamos en la casa materna, en Quihuillán, calle Comercio 2ª cuadra. La casona es antigua con un portón grande que al abrirse las dos hojas, permite el ingreso de animales con carga e inclusive jinetes a caballo a través de un ancho pasadizo que termina en una sala amplia, techada, que da frente a un jardín plagado de rosales, pensamientos multicolores, cartuchos, gladiolos variopintos, plantones de manzanos y de blanquillos, algunos surcos donde afloran zanahorias, cebollita china, culantro, lechugas y una que otra mata de nuestro infaltable chinchu. A ambos lados de la sala se habían acondicionado habitaciones para descansar; en esos momentos yo me encontraba durmiendo en el cuarto del lado derecho. La abuela Emiliana hacía varios años que había fallecido y mi madre no se encontraba en Chiquián, mejor dicho yo era el único habitante en “la gran mansión”. De repente entre las profundidades de mis sueños escucho murmullos y la puerta de mi cuarto que se abre violentamente.

- ¡Aquí esta! ¡Aquí está¡ -grita una voz y yo entre dormido y despierto empiezo a incorporarme en el lecho cuando una potente luz me enceguece, los murmullos se acrecientan dentro de la habitación y un brazo me toma por la espalda.

- ¿Qué pasa? ¿Quiénes son? Qué desean? -mis palabras salen atropelladamente y trato de incorporarme totalmente, pero el que me abraza me retiene y saluda.

- ¡Eduardo! ¡hermanito! estamos visitándote para que nos acompañes esta tarde en la Entrada -y me alcanza una copa con dos buenos tragos de chinguirito bien caliente que yo ingiero rápidamente y trato de pedir explicaciones, pero detrás de él ya está otra persona que no llego a distinguir por la luz que me sigue alumbrando a la cara y he allí que me alcanza otra copa con otra dosis de esta bebida tan típica en nuestra tierra.

- Sírvete! ¡sírvete! ¡Ishcayta Nahuin! (dos son mis ojos) -me dice alegremente y ya totalmente despierto de un sorbo seco la copa.

- Soy Patuco, hermano y estoy viniendo a invitarte para que nos acompañes esta tarde en la Entrada -me dice el que me tenía abrazado y yo ya más calmado y repuesto, sólo atino a decirle:

- Cómo han entrado si yo dejé las puertas con cerrojo –eso no me preguntes, porque yo mismo no sé como lo han hecho mis ayudantes, pero yo entré por la puerta del zaguán.

- ¡Chau hermano!... - y como entraron, se retiraron.

Con cuatro buenos tragos de chinguirito, mi cuerpo, que si bien es cierto se encontraba abrigado dentro de la habitación, empezó a calentarse mas todavía y mi cabeza me anunciaba excesos de alcohol. Dentro de esa casi embriaguez me puse a analizar los acontecimientos en medio de la oscuridad en la que me dejaron. Efectivamente, el Capitán de la fiesta don Patrocinio Allauca, que era el que me había abordado en mi propia cama, esa madrugada al igual que el Inca y su Rumi Ñahui, estaba en el Shogacuy y ambos, cada uno por su lado, visitaban las casas de sus amigos y simpatizantes, para en la tarde los acompañen en la Entrada. Esa tarde el capitán, y sus huestes tratarían de capturar al Inca, el mismo que sería defendido por su ejército formado por el Rumi Ñahui, las pallas y los amigos que estaban siendo visitados esa madrugada.

No recuerdo en qué momento y cavilando no sé qué, me volví a quedar dormido; pero ya en la mañana al despertarme y levantarme se me vinieron de golpe los hechos ya narrados. -"Ahora que hago", me dije en silencio, Patuco personalmente me ha invitado para acompañarlo y no tengo caballo.

Hice mi aseo personal y como no había nadie en casa me fui al mercado a tomarme un caldo de cabeza. En el camino me encuentro con don Elí Castillo y preocupado le pregunto.

- Don Elí, un favor.

- Sí Cerrate -me contesta.

- Quizás Ud. sepa quién me puede alquilar un caballo para esta tarde, fíjese que esta madrugada, no sé cómo, pero Patuco entró hasta mi cuarto para invitarme a acompañarlo en la Entrada.

- Estos muchachos son buenos, seguro han entrado trepando la pared del corral, porque de otra forma ¡cómo!, salvo que dejaras tu puerta sin tranca.

- No, don Elí, yo recuerdo que puse bien el cerrojo, mas bien cuando ellos salieron, juntaron la puerta y me quedé medio mareado ni me acordé y me dormí ahí nomás... Bueno, pero lo que le pregunté, es que si conoce a alguien que me pueda alquilar un caballo.

- Acá difícil, ya no hay buenos caballos y los pocos que quedan deben estar comprometidos con los funcionarios, mas bien en Huasta puede conseguir, allí también son aficionados, vaya por allí y pregunte por el negro Justo Valdéz, él tiene varios animalitos.

- Gracias don Elí, ahí nos vemos.

- Ya Cerrate -se despide.

Terminado mi desayuno en el mercado, seguí indagando por la posibilidad de encontrar un caballo disponible. Como la mañana avanzaba y no había nada positivo, partí a Huasta en una camioneta con la que me movilizaba por la zona (en esa época me encontraba trabajando la mina Aída, de propiedad de la familia Roque, en las alturas de Pachapaqui). Al llegar a la población me informaron que don Justo vivía en Pampam, en la parte baja; finalmente, luego de varias averiguaciones llegué a una casita de Pampam, en cuyo patio se encontraba ensillado un caballo alazán tostado, tamaño medio y recién herrado.

-Don Justo! -grité, al tiempo que tocaba la puerta del zaguán.

-¿Quién? -me contesta una voz masculina desde adentro.

-¡Yo! -respondo, (mientras me pregunto a mí mismo “quien yo”)

- ¿Si? -me inquiere un hombre de mediana altura, flaco, enjuto, de piel oscura, al tiempo que abre la puerta.

- ¿Don justo?

- Sí, ¿qué desea?

- Esta tarde es la Entrada en Chiquián y necesito un caballo para poder acompañar al Capitán.

-¡Ah!, pase, tome asiento -me invita señalando un banquito hecho con un trozo del tronco de la Puya, hermosa planta dada a conocer al mundo por el sabio Raimondi.

Me senté y empecé a explicarle quién era yo, de los motivos de mi solicitud; en fin, que necesitaba uno de sus caballos, tan mentados en la zona. Él sonriente y algo adulado me dice.

-Allí tengo algunos animalitos, y hoy tenemos que estar en la Entrada, está bien, le alquilaré uno.

-¡Gracias! -le dije entusiasmado, sobre todo por el bonito alazán tostado que tenía en el patio, no era para menos.

Acordamos el precio del alquiler y convenimos que me llevaría el animal por la tarde y que lo espere en la casa, que no me preocupara. Ya tranquilo, regresé a Chiquián, guardé el carro y busqué a los amigos para comentarles los hechos y los preparativos que estaba haciendo para acompañar a Patuco. Como era la primera vez que iba a estar en la Entrada, me averigüé lo que debía de hacer, cómo me tenía que prevenir; así pasaron las horas entre la desesperación y la emoción.

A las tres de la tarde los cohetes anuncian la salida del Capitán de su casa, junto a su comitiva y amigos rumbo a Quihuillán, donde se iniciará la Entrada que debe concluir con la captura del Inca en el campo de Jircán.

En la puerta de mi casa, me encontraba tomando unas cervezas con unos amigos, esperando la llegada del negro Valdez, cuando vemos pasar al Capitán, don Patrocinio Allauca y demás acompañantes, sofrena al caballo, un moro de orejitas inquietas, con enfrenadora trenzada y adornada con piezas de plata.

-¡Qué pasa hermanito!, ¿no nos vas acompañar?.

-¡Claro que sí Patuco!, estoy esperando el caballo que me traen desde Pampam, para estar contigo, allá te alcanzo -le digo, mientras le doy una botella de cerveza y brindo con él, augurando la captura del Inca.

- ¡Salud! -me contesta –y no te preocupes, el Inca de todas maneras cae - me dice -y todos reímos de la ocurrencia -te esperamos -finaliza devolviéndome vaso y botella, y continúa su camino seguido de la tropilla de jinetes y la banda de músicos.

Mientras tanto el tiempo pasa y el negro Valdez nada. Vemos pasar al Rumi Ñahui por delante, seguido de sus pallas con sus faldas y pañuelos multicolores al viento, rodeando al Inca que avanza sereno, más atrás el conjunto de cuerdas y toda una multitud de paisanos que a pie lo acompañarán en esta “guerra de caramelos”, como yo lo llamo y que anualmente se reedita en una costumbre ancestral.

Como dije líneas arriba, era la primera vez que participaba de esta recreación y creí necesario tomar mis precauciones: “Dicen que tiran huevos, tomates, también tiran manzanas, hay caramelos que pueden romperte la cabeza”. Con todos estos comentarios, debajo de los pantalones me forré las piernas con cartones, igualmente bajo la camisa tanto en el pecho como en la espalda, me forré con cartones. Me conseguí un casco de esos que usan los mineros, un abrigo largo y una bufanda que me protegía la cara y la nuca.

Ya empieza a sentirse el movimiento de la gente, señal que va a comenzar el evento y el negro Valdéz ¡Nada!, y yo con toda esa ropa encima, parecía un robot que apenas podía caminar, sudando a cántaros.

De pronto varios cohetes se elevan, ¡pum!....¡pum! ...¡pum! retumban en el cielo dejando copitos de nube en cada lugar donde explosionan y de donde se ven caer las varillas de carrizo que les sirviera de guía. Se ha dado inicio a la Entrada, y la banda de músicos lanza sus melodiosas notas al viento animando a los de a caballo a avanzar, mientras los de a pie defendidos por largas varas de maguey atravesadas a lo ancho de la calle impiden que la tropa del Capitán los arrolle y van retrocediendo poco a poco, mientras el conjunto de cuerdas los anima musicalmente a defender sus posiciones. En toda esta trifulca los caramelos y demás elementos “de guerra”, cruzan por los aires tratando de alcanzar a los del bando contrario.

Mientras esto acontecía, yo parecía un atribulado padre en la maternidad esperando el nacimiento de su hijo: entraba a la casa, salía al zaguán, "ese desgraciado ya me engañó"!,... la masa humana avanzaba lentamente, acercándose poco a poco al portón de la casa. De pronto por la otra bocacalle escuchamos el paso amblado de un caballo, cuyos cascos resuenan en el empedrado de la calle, dobla la esquina.

- Ahí llega! -me grita uno de los amigos que me acompañaba. Efectivamente, era el negro Valdez que llegaba apurado, se baja del zaino y se me acerca.

- Disculpe Ud., me demoré un poquito porque no encontraba a la yegüita, se había salido del pasto, pero de todas maneras aquí está.

Y efectivamente, me entrega “una yegüita” de color indefinible, que apenas llegaba al metro veinte de alzada y para colmo, preñada muy próxima a parir.

Miré al esperpento de animal, miraba al negro Valdez, miraba a los amigos que también me miraban; cuál sería mi expresión que señalándome con el índice se reían, primero un tanto temerosos y luego a carcajada abierta.

- ¿Esto me vas a dar? -casi gritando me dirigí a Valdez, mientras miraba su bien ensillado alazán.

- Es lo que me queda, los demás ya los tenía alquilados.

- ¿Y ese alazán en el que vienes montado?.

- ¡No!, ese lo he preparado para pasar mi fiesta, no se lo doy a nadie.

Me encontré en la encrucijada: ¿salgo con esto? ¿no salgo?. pero ya le prometí a Patuco acompañarlo. Estaba en estos cavileos, cuando me vuelve a la realidad la voz del negro Valdez:

– Págueme de una vez, y salgamos de aquí, que ya se acerca la gente.

Y entre risas y bromas de los amigos, pagué lo acordado y subí al animalejo. Valdez, retornando por donde vino, haciendo caracolear su alazán, a la distancia me grita:

- En Jircán me lo entrega, al terminar la Entrada.

Yo, montado en “la yegüita”, con casco, bufanda y abrigo, que parecía un gnomo cuyos pies casi llegaban al suelo, al paso cansino del animal avancé hasta la bocacalle por donde desapareció Valdez, para esperar que pase la muchedumbre y finalmente poder acompañar al Capitán, al amigo Patuco.

Epilogando esta experiencia, concluyo el relato con el recuerdo de “Chico” y “Altamar”, dos potros, el primero un castaño terciado y el segundo un alazán tostado de primer tamaño, que con el tiempo adquirí en la costa y los llevé a Chiquián, donde por varios años lucieron su estampa y permitieron resarcirme de los ingratos momentos, que hoy, ya sonriente me permito dar a conocer.

Fuente:

Página Web del Club Chiquián
.
http://clubchiquian.multiply.com/
..

Entrañables paisanos: Eduardo Martin Cerrate, Félix Víctor Rivera Anzualdo y Román Grimaldo Ibarra Damián. Nuestras oraciones por las almas buenas de nuestra paisana Celia Chávez Araujo de Aranda y de nuestro hermano Carlos Lara Márquez, quienes vieron la luz primera un día como hoy. Que Dios los bendiga.
.
Nalo

domingo, 30 de julio de 2017

ÁNCASH: PÁGINA DOMINICAL Nº 681 DE OLIMPIO COTILLO - 30/07/2017

 
 
PÁGINA DOMINICAL  681    
 
Por: Olimpio Cotillo C.    
 
www.olimpiocotillo.com
 

 
EL DISCURSO DEL PRESIDENTE KUCZYNSKI
 
 
 
En un país democrático, como el Perú todas las opiniones son valederas, unas más que otras, según sea acogida por la población que en definitiva, es la que mide certeramente al que tiene la razón.

    Lejos de este juego democrático están las dictaduras como lo está viviendo nuestro hermano Venezuela, donde Maduro hace lo que quiere.

    Y hacemos esta ligera comparación, porque estamos seguros, habrá una lluvia de críticas especialmente de los de la oposición que buscarán el ángulo del prisma más oculto para sacar errores y hasta quizás defectos al mensaje Presidencial.

    Porque en esto, hay expertos inconformes, especialmente los políticos de viejo cuño que a pesar del tiempo, no olvidan el triunfo de PPK en las urnas.
   
    Hay que recordar que PPK no es político, menos demagogo. Él es técnico y un reconocido economista. Sus palabras no arrancan aplausos pero derrocha sinceridad.

    Quiere hacer las cosas bien y a favor de las grandes mayorías, lo que otros se quedaron en promesas que al final de los llevó el viento.
   
También tachonaron el cielo de promesas y buenas intenciones y al final de sus mandatos culparon a que el viento se los llevó.
   
    PPK de entra reconoció tácitamente que la corrupción es un “flagelo” y hay que combatirla con las armas con que cuenta la democracia.

    Vaticinó a los “vientos favorables” para el mejoramiento de la economía peruana.

    Elogió a los “formales” que “ganan tres veces más que los “informales”.

    Prometió arreglar el tránsito en las grandes ciudades con autoridades autónomas y mencionó a una de ellas que sería entre Lima-Callao.

    Prometió que los corruptos sancionados, no volverán jamás a la administración pública lo que dejó turulatos a los de la oposición que cuentan con representantes que lucen muchas perlas al respecto.

 Estas son las cinco iniciativas legislativas que el mandatario presentó ante el Congreso:
-Proyecto de Ley "que crea la Autoridad de Transporte Urbano para Lima y Callao". Según dijo, la implementación de esta permitiría la mejora del tránsito en la capital.
-Proyecto de Ley para la "reforma de la conformación y requisitos de los miembros del Consejo Nacional de la Magistratura (CNM)".
-Proyecto de Ley para la "promoción de proyectos para el tratamiento de aguas residuales mediante asociaciones público-privadas (APP)".
-Proyecto de Ley para el "fortalecimiento del sistema de inspección laboral".
-Proyecto de Ley para la "facilitación y reducción de tiempos vinculados a los procesos de obtención de predios para la ejecución de proyectos priorizados".
Fue optimista al decir que con estos proyectos se podrá lograr un Perú “moderno, próspero y justo”.

    El Presidente explicó que tuvo que superar dos grandes pruebas a su gobierno como Lava Jato y el Fenómeno del Niño Costero al inicio del 2017 a los que afrontó.

    Calculó que es razonable una tasa de crecimiento de más de 4% para el próximo año. Al respecto dijo: “El Perú agarrará ritmo otra vez. Yo me encargaré de eso.

FUENTE: TV Perú – Rumbo al Bicentenario
Servicio de Internet
Nuestro propio servicio.
COMENTARIO INVITADO
 
EL PROBLMA CARCELARIO EN HOLANDA
 
 De los servicios de Internet
           
        Holanda tiene una crisis que todo el mundo desearía tener.
    La falta de delincuentes y criminales está obligando en los últimos años a que 19 prisiones se han cerrado y el año que viene más lo harán.
    En el 2005 había 14,468 presos y el año pasado solo hubo 8,245 tras las rejas (43%) menos.
    Los expertos lo atribuyen a varios motivos:
    Por un lado, el problema de las drogas ha ido desapareciendo poco a poco al ser legal su consumo.
    Por otro, han logrado poner en práctica un exitoso sistema de reinserción.
    “Tratamos de eliminar lo que les llevó a delinquir”,  dice el director de un centro.
    “Si el problema es de drogas, tratamos su adicción, si son agresivos, les damos terapias, si es un asunto de dinero, les damos asesoramiento.”
    Algunas de las cárceles que han cerrado se han convertido en centros para refugiados”.
    Otras al sur de Amsterdam la transformaron en un excepcional hotel de lujo.
    ¿Sorprendente no? Ojalá todos los países tuviéramos este problema.----
 
 


    La aposición no entiende o no quiere entender que el Presidente PPK tiene sentimientos de acercamiento para un mejor gobierno. Esto da a entender que prefieren las luchas y el fracaso, fruto de la adversidad en las urnas que a pesar del tiempo transcurrido las heridas siguen abiertas.

Xx

    Muchos creen que los puestos públicos lo ocupan para toda la vida. Se aferran al cargo con dientes y uñas y hasta creen que es hereditario a pesar de que son “Cargos de confianza”. La realidad no es así. Si ya cumplí un encargo y le dicen “hasta aquí no más”, hay que dejar el sillón y ¡chaucayán!.

Xx

    Hasta hoy se sigue hablando de Odebrecht. Las hullas de la corrupción que dejó son muy profundas y siguen siendo perniciosas.

Xx

    Raras veces el JNE acelera sus sentencias. Sin embargo, acaba de dar a conocer que ha declarado la vacancia de 75 autoridades: 8 alcaldes distritales, 8 regidores provinciales, 56 concejales distritales, 3 consejeros regionales. Las causales: Inasistencias injustificadas a sesiones, fallecimiento, nepotismo, entre otras.   

Xx

    La cultura en el país, tiene poco apoyo. Raros son los alcaldes que apuestan por “curar” el espíritu con obras de gran valía. Lo que apoyan son los espectáculos “chicha”.

XX
    En el pasado, los delincuentes andaban “esposados”, hoy ensayan los grilletes elctrónicos, pero las delincuentes peruanos tienen mil mañas para superar estos trances fatales.

Xx   

    La puntería de los inconformes va dirigida hacia el Premier Zavala que a pesar de su juventud está dando señas de buen desempeño en el cargo.

Xx

    El turismo receptivo hacia el Callejón de Huaylas en este feriado largo, ha vuelto a florecer a los del 65 al 67. Esta vez la asistencia ha sido masiva y los hospicios han estado full. Llanganuco ha estado copado de vehículos y el tránsito insoportable por horas…!Y las autoridades bien gracias!...se dedicaron a cobrar 5 soles por niño mayor de 7 años y el resto, 10 soles.

Xx

    El diario Correo de Lima publicó en su suplemento “Escápate” los lugares turísticos del Perú, pero ni una sola palabra del Callejón de Huaylas, menos de Ancash. Sin embargo, los turistas nacionales y extranjeros, prefirieron esta zona por su belleza sin par. Pero de esta omisión, hay que culpar a los empresarios que les gusta cosechar a manos llenas, pero no ponen lo suyo…Vale. A Dios rogando, con el mazo dando.

Xx

    Los peruanos somos cosa seria. Al que trabaja, palo. Al que no hace nada, flores. En este trance está el Alcalde de Lima Castañeda Lossio. Es que sin duda no da “publi”.
 



NACE MIGUEL GRAU
 
 
 
FOLIOS DE LA UTOPÍA
 
¡EN LA PROA DE TODA NAVE!
 

 
Danilo Sánchez Lihón

1. Su alma y su estrella

Miguel Grau Seminario, cuyo nombre lleva todo el ámbito de nuestro inmenso mar, y que, a partir de su nave legendaria, el monitor Huáscar, su espíritu heroico se expandió a lo vasto y profundo del océano, nació un día como hoy.
Fue el 27 de julio del año 1834, víspera del día de nuestra Emancipación, en Piura, que tiene el impulso de la tierra por introducirse en el alma del mar.
Su fascinación por el océano hizo que a los diez años se embarcara rumbo a Panamá en una goleta capitaneada por un amigo de su padre, embarcación que naufragó y él pudo salvar providencialmente, y de milagro.
Un año después nuevamente se embarcó, esta vez como grumete, y surcó durante seis años lo mares del mundo, por América, África, Asia, Europa y Oceanía.
Sea trabajando en la marina oficial o ya sea en la marina mercante, e incluso empleado en barcos balleneros. Sentía que el mar era su entraña, su alma y su estrella.

2. Bandera inhiesta

Declarada por Chile la guerra, el 4 de abril del año 1879, aceptó hacerse cargo de la armada peruana y librar combate, pese a saber de la superioridad fatal en barcos, armas y tropas de la escuadra enemiga. Sin embargo, durante seis meses mantuvo a raya a los buques atacantes que le doblaban en cañones, blindaje y tripulación.
Transportó tropas, asedió puertos, burló asedios, hundió barcos y auxilió a los heridos y náufragos de las naves vencidas que proclaman a voz en cuello: ¡Viva el Perú generoso!».
El 8 de octubre de 1979 en Punta Angamos fue cercado por seis acorazados de blindaje cuyos cañones del Huáscar no podían penetrar. Aun así, ordenó arremeter. Y es que nuestro Almirante tenía fuego sagrado en el alma.
Efecto de un disparo de una de las naves que lo acosaban, su torre de mando fue deshecha y él voló hecho pedazos.
A partir de entonces todos somos Grau. A partir de Grau todos somos vigilantes en la proa de esta y la otra nave. A partir de entonces todos somos nave, horizonte y bandera inhiesta.

3. Aquella gesta

A partir de Grau todos somos torres de mando. Nos hizo vigías permanentes, centinelas desvelados y atalayas insomnes. Y nos hizo responsables para tomar las decisiones heroicas, como las que él asumió para ahora y para siempre.
La moral de aquella gesta es que entonces navegamos en la proa de una estrella, que nos convoca, nos reúne y nos hermana.
La lección de aquella hora suprema en que él se inmolara es que todos juramos lealtad absoluta por el bien, la verdad y la belleza en nuestros actos y en nuestras vidas.
¡Esta es la conclusión de aquella gesta!
Porque para él no había enemigos, porque a todos salva. Antes de bombardear al Matías Cousiño hizo que la tripulación desalojara la nave. ¡Qué humanidad ante tanta bajeza de los contrarios! ¡Qué grandeza ante tanta infamia!
¿Quién lo hace? ¿En qué página de la historia figura un hecho como este? ¡Y qué baldón para los enemigos de esa hora! ¡Insanos, inicuos y mezquinos!

2. Hay un altar

Porque Grau fue hechos de conmovedora humanidad y es ahora leyenda, mito, romance y verdad en defensa de la vida, incluso de quienes finalmente le dieron muerte.
Encarna el espíritu, la moral y la virtud, en cada mente y corazón de los seres humanos que creen en la paz de los pueblos. Y es quimera que se erige en los mares encrespados de todo el universo. Como escribiera José Luis Bustamante y Rivero:
«Vuestra nave minúscula ha crecido Almirante:
Y hay un sutil poder de fuego que envidian los cañones en el silencio austero de sus cubiertas desmanteladas.
No fue infructuoso vuestro sacrificio ni un vago gesto de inmolación de quienes con vos cayeron en la brega.
Vuestras sombras augustas presiden nuestros mares; y hay un altar para vuestro busto en cada nave de nuestra flota.
Y un rincón de emoción en cada pecho nuestro».

5. El mucho amor

Por eso, no fue en vano que volara por los aires, que se hiciera explosión, llamarada e incendio con la torre de mando en llamas y a sus pies. E ignición al fondo del pecho y grito apasionado en la médula del hueso.
Porque a partir de entonces tenemos con él un puesto de vigía desde la eternidad, adonde hemos llegado en la proa de su nave insigne con la bandera flameando en lo más alto.
Esa nave que era un bólido, un cometa, una bola de fuego. O un relámpago que sueña. ¡Y se ha quedado así para siempre!
Oh, Almirante, nos enseñaste a vigilar el horizonte. Y quizá aún más: a hacernos horizonte. ¡A ser despertar y amanecida! ¡A convertirnos en alba que por sí sola se anuncia!
Y a ser indulgentes en las horas en que lo bestial se exacerba.
A mirar alrededor con mirada piadosa y paterna. Y ser indestructibles por inercia propia. ¡Porque tú combatiste no por odiar sino por defender y por el mucho amor que rebozaba en tu pecho!

6. Mito bíblico

Porque el relato más atroz que todos hemos escuchado de niños es el de Caín, matando a su hermano Abel.
Y ninguno podíamos creer que eso lo hiciera su hermano y con tanta inquina y alevosía. Y más aún por una razón incomprensible. En el caso en el que a él le tocó morir la razón era el botín. Y por algo peor: porque Abel era bueno. ¿Hay algo atávico en este odio?
Pero sinceramente no creo que nos atacaran hermanos, ni vecinos a los cuales prodigamos todo respeto y cariño, incluso hasta ahora. No creo que fueran seres humanos las hienas que luego asesinaban heridos en los campos de batalla.
Y que pronto se atacaron entre ellos mismos, como ocurrió en el incendio de Chorrillos, en donde murieron mil de sus soldados disputándose posesionarse de algo.
Asesinados ellos mismos con sus propias armas. Y, como en el mito bíblico de Caín, con la quijada de burro como es el corvo chileno.

7. Cara al infinito

Pero, ¿cuál fue la razón principal? ¿Cuál el sentido de todo aquello? ¿Únicamente la codicia o la disputa del botín? ¿O la envidia, que es más infernal? ¡Retorcido e insondable saberlo!
Pero ya no tanto interesa lo que ellos fueron y son, sino lo que fuimos y somos esencialmente nosotros. Y en eso Miguel Grau es paradigma y epopeya: valiente, generoso y pleno de esperanza.
Porque antes de partir a su última incursión había dicho: «Si el Huáscar no regresa victorioso, yo tampoco volveré». Esa fue su promesa. Ese es su juramento.
Por eso estamos esperando su regreso victorioso, con las banderas virginales e inhiestas.
Desde entonces tú estás de pie en la proa de nuestra nave que es él Perú, porque tú moriste luchando cara al infinito. Y cuando es así no se muere nunca. Cara a la eternidad, desde donde siempre se vuelve. 
 


 
LO QUE JULIO NOS DEJA
 
    El mes de Julio, que nos deja, han sido para la literatura un mes muy proficuo en publicaciones.
    En cada presentación, los intelectuales van aumentando en número y las instalaciones del Centro Cultural Municipal, el auditorio de la Dirección Desconcentrada de Cultura de Ancash y otros locales de la ciudad, dan muestra de que vuelven los años en que los huaracinos daban preferencia a las bellas letras que a otra  manifestación frívola.
   
AEPA N° 4
 
 Es el libro que se repartió con motivo del VI Encuentro de Periodistas Ancashinos al que asistieron tres importantes disertantes como Roberto Mejía Alarcón, Fernando Obregón Rossi y Manuel Gonzales Durand. Ellos abordaron temas interesantes y de palpitante actualidad y pusieron en aleta a los periodistas locales para que superen escollos y hagan causa común ante cualquier intento de mellar la libertad de información.
    Igualmente fue ocasión propicia la colegiación de tres nuevos periodistas: Eifilin Ríos Durán, Lidia Pimentel Bonilla, ambas egresadas de la UNASAM y Luis Sánchez Milla de la Universidad del Santa.
LOS ABUELOS AHORA
 
Es otro libro que se puso a mis manos, para difundir el en-
    ´trañable propósito de que va creciendo el interés por las personas de la tercera edad y que son los niños de las escuelas del Perú, quienes le rinden tributo con sus tiermnas e inocentes pensamientos que los tienen guardados en el cobre del amor sincero de los infantes.
    Una edición de lujo con la producción intelectual de los niños de las regiones del Perú, es el contenido que enriquece la producción del II Concurso Nacional de Cuento y Dibujo, editado con los auspicios del MINIS, Pensión 65 y PERÜ Progreso para todos.
    En Huaraz, fue posible la distribución de tan importante producción de los niños del Perú, gracias a la generosidad del Director Regional de Educación de Ancash Mg. Jorge Miguel Arista Cueva, con motivo del Día dl Maestro.
RAVINES
 
El pasado 24 de Julio, fue presentada con una concurrencia récord, la revis-
    ta, RAVINES donde se acopia celosamente las pinturas del malogrado artista plástico Juan Gilberto Quirós Ravines, gracias a un esfuerzo editorial de su hijo Juan Manuel Quirós Romero.
    Paralelo a la presentación de las pinturas y dibujos, se ofreció a los asistentes, la revista del mismo nombre, editado a full color donde se puede apreciar rasgos del estilo del pintor Vincent Willem van Gogh en su primera etapa donde tiene preeminencia los tonos “sombríos y terrosos”.
    Como n la literatura, las tendencias estilísticas son múlltiples y las artes plásticas no se escapa de esta tendencia, casi universal y la de Ravines, no se escapa de esta regla.                  
    Precisamente en 1983, Carlos Aitor Castillo, dice con respecto al pintor Juan Quirós Ravines: “…nació en Cajamarca y vive en Huaraz, sueña con Huaraz ¿cómo no amar y pintar lo que para él, desde la cuna, es el pan diario de su todo vivir? Quirós es pues, un peruano pintor de lo peruano, por destino y amor”.
DON VÍCTOR VALENZUELA GUARDIA…
 
Ha correspondido escribir a la intelectual, Violeta Camones González, la biografía de “Don Víctor Valenzuela Guardia, vida, obras, y anécdotas del profesor, científico, músico y periodista, sintetizado en 80 páginas pulcramente editado por Killa Editorial y que fue presentado en el auditorio de la Dirección Desconcentrada de Cultura de Ancash, ante una nutroda concurrencia.
    Violeta Camones, forjó una amistad imperecedera con Víctor Valenzuela y fruto de esta amistad llega a diferenciar plénamente  las facetas de su vida como profesor, director, periodista músico, científico.
    También destaca el hecho de que llegó a ser Alcalde de la ciudad de Huaraz, luchador junto al pueblo por la creación de la Universidad de Ancash. Otra faceta que adornó a Valenzuela Guardia, fue el cultivo de la música ejecutando el piano y la guitarra.
    La autora tiene segura la convicción de que el ejemplo de Valenzuela Gaurdia, debe ser seguida por la juventud, allí el mérito de esta obra.

(PRÓXIMA ENTREGA: LAS 56 PUBLICACIONES DE KILLA EDITORIAL) 

     

RECOMENDACIONES PARA UNA BUENA SALUD
   
 El conocido médico, Dr. Brian Berry de los Estados Unidos nos comparte estos tips para cuidar la salud, veamos:

    UNO.-No tome su medicamento con agua fría.

    DOS.-No ingiera alimentos pesados después de las 07.00 de la noche

|    TRES.-Reduzca la cantidad de aceite y sal en sus alimentos.

    CUATRO.-Beba más agua por la mañana y menos por la noche.

    CINCO.-La mejor hora para dormir es de 10.00 p.m. a 05.00 a.m.

SEIS.-No se acueste inmediatamente después de tomar medicamentos o después    
        de los alimentos.

    SIETE.-Cuando la batería del celular esté baja, no conteste el teléfono, la
         Radiación es 1,000 veces mayor.



EN SERIO
 
Yo no te amo por tu atractivo, tu ropa o tu coche; sino por esa canción que cantas, y que solo yo escucho.
            Oscar Wilde
    EN BROMA
 
El amor no se encuentra…es el amor el que te encuentra a ti.
            Loretta Young


Un regalo a los papás y a las mamás por Fiestas Patrias:
 
PAPÁ


    Yo tenía un príncipe azul
    -¿Y cómo era?
    -Pues era el hombre más lindo del mundo.
    -¿Y te quería?
    -Sí, me amaba desde el primer día que me vio.
    -No te creo
    -Es real, me amaba y yo a él.
    -¿En serio? ¿Cómo se llamaba?
    -Tenía un nombre, pero yo le decía: Papá.
       
MAMÁ


    Cambió su hermosa figura
    por una enorme barriga
    cambió su cartera por una pañadera
    Cambió sus noches
    Tranquilas por largos desvelos.
    Cambió su maquillaje
    por grandes ojeras.

    Yo si creo que existe la mujer
    perfecta…Y esa se llama MAMÁ.
 
 

CAMINO A HUARAZ
 
Por: Juan Gonzalo Mezarina.
 
El nombre Huaraz, viene del vocablo Quechua “Huarac coyllur” que significa lucero del amanecer, o también la llaman ciudad del hermoso amanecer; no podrían haber escogido un nombre más exacto y apropiado que la describe plenamente, quien o quienes lo pusieron, es probable que sintieron lo mismo que yo siempre que observo extasiado todo el entorno, la belleza que lo rodea por todos lados, por donde se le mire, sintieron la misma emoción al contemplar semejante hermosura, obra, no del hombre, si no de un Ser Superior, por esa razón para mí, no es exagerado ni pecar en ditirambos, considerarlo como el lugar con el paisaje más hermoso del mundo, y a Huaraz como la ciudad Reina de los Andes, no en un sentido lírico de vana alabanza, si no expresado con fundamento y verdad, porque basta para confirmarlo, con sólo presenciar y contemplar los amaneceres y atardeceres desde la plaza de la ciudad, que son en realidad un espectáculo maravilloso, sublime, queda imperecedero en las retinas de quien los contempla, no creo que exista un lugar más hermoso sobre la Tierra, cuando al rayar la aurora observar al sol asomarse por detrás de las montañas, bañando de oro la Cordillera Blanca, y las cumbres nítidas del coloso Huascaràn, la maravilla del resplandor purpúreo en el aura de los nevados inmaculados, a medida que avanza el sol, las mismas montañas cambian de tonalidades, del amarillo pálido al ámbar, luego al amarillo fuerte, llega un momento en que toda la cordillera parece bañado en oro fino. Así, el visitante puede contemplar extasiado por largo rato, aquel acontecimiento sin igual de la naturaleza; de igual modo en las tardes a la hora o antes del anochecer, la Cordillera Blanca y el cielo de la Cordillera Negra en competencia, a medida que avanza el ocaso con la luz crepuscular de la tarde, los cerros van cambiando de tonalidades fantásticas, hasta alcanzar en un momento, casi al final, cuando el día no es aún noche, todos los nevados se tornan de un espectacular e increíble color rojo intenso, como si empezaran a sangrar, estos sucesos sobrecogen a quienes tienen la dicha de observarlos, y llenan de inspiración al corazón sensible. 19/07/2017.
 
 Parte de Huaraz a la hora del crepúsculo
 
 
 
 
RESUMEN SEMANAL 24:07:2017: 
 
CARAZ Y HUARAZ FESTEJAN SU 160 ANIVERSARIO. HOY ESTÁN DE VISPERA
    
 Las Provincias ancashinas de Huaraz y Huaylas (Su capital Caraz), están de fiesta al cumplir sus 160 Aniversario de creación política y coincidentemente creados por la misma ley que también crea al distrito huaracino de Jangas.
La programación es rica en actividades conmemorativas en la cual se nota la participación de sus actuales alcaldes, en el caso de Huaylas, Renson Martínez Canchumani y de Huaraz, el Dr. Alberto Espinoza Cerrón.
En ambos casos los festejos han empezado hace una semana y enriquecen las fiestas jubilares del Día de la Independencia Nacional.
Orquestas de fama nacional e internacional estarán dando júbilo esta noche de víspera teniendo como escenario las plazas de armas de ambas ciudades y el público gozará hasta altas horas de la noche.
En ambas ciudades, Caraz y Huaraz, mañana habrá misa de acción de gracias. En Caraz en el templo de Piedra ubicado a un costado de la plaza de Armas y en el caso de Huaraz en el Sagrario “San Sebastián” con la asistencia de las principales autoridades. Luego se pasará a la Sesión Solemne en que se reconocerá a los ciudadanos que han destacado durante el año.

RESCATAN DEL HUASCARÁN A ANDINISTA ESPAÑOL QUE QUEDÓ MALHERIDO
   
 El andinista español Jesús Muniain Irurita, fue rescatado luego que sufriera una aparatosa caída cuando retornaba del nevado Huascarán, al que había cumbrado con éxito.
    El cuerpo de rescate, encabezado por el guía de montaña Julver Eguiluz, narró las circunstancias en que el andinista español había sufrido el accidente.
    Para suerte del español, los primeros auxilios los recibió de Vito Magni de nacionalidad argentina, para ser trasladado al Campo Base del Huascarán, el nevado más alto del Perú de 6768 m.s.n.m.
    La cara del Huascarán por donde trababa de descender el español, es muy difícil de escalar y necesita mucha pericia.
    Se estima que mañana, el español será evacuado a Huaraz para recibir las atenciones médicas en el Hospital “Víctor Ramos Guardia”.

CON LA CAPTURA DE JAIME CASANA SE COMPLETA LA LISTA DE LOS ASESINOS DEL ALCALDE DE SAMANCO
    
 En medios judiciales se asegura que con la captura de Jaime Casana Escobedo, se ha completado la lista de los participantes del asesinato del Alcalde de Samanco Francisco Arza Espinoza y su asesor externo el abogado  Henri Aldea, a quienes ultimaron a tiros en la carretera de penetración al distrito santeño de Nepeña la tarde del 20 de octubre del 2015.
    Contra Casana Escobedo hay una orden judicial de nueve meses de prisión preventiva por el presunto delito contra la vida, cuerpo y la salud en la modalidad de sicariato y asociación ilícita para delinquir. La prisión destinada para Casana Escobedo es Cambio Puente de Chimbote.
    Según la fiscalía, Jaime Casana y su abogado Carlos Bazán Castro, planearon asesinar a Francisco Ariza para “tomar el control de la municipalidad distrital de Samanco comprometiendo a los cinco regidores para que le pongan trabas en la administración edil.

 
RESUMEN SEMANAL 25:07:2017: 
 
UN ANIVERSARIO COMO CUALQUIER DIA (Comentario)
   
 La prestancia de la ciudad de Huaraz que ostenta blasones envidiables y títulos que lo enaltecen como una de las principales ciudades del Perú, cumplió su 160 aniversario como cualquier otro día del año.
    La población se volcó a la Plaza de Armas pensando ver grandes espectáculos, pero se dio con la sorpresa que no había ningún festejo y más parecía que se había perdido una guerra, porque la gente caminaba sin rumbo, desalentado y triste.
    El desfile que en otros años concentraba a las delegaciones de colegios, escuelas, universidades y trabajadores de los diferentes sectores, no hubo.
    Un desfile escolar ya se había realizado el día 23, adelantándose a las efemérides de la ciudad.
    En esto sí tiene que ver mucho la comuna huaracina que no ha aquilatado la trascendencia de un aniversario más de la “Generosa ciudad de Huaraz”, título otorgado por el Congreso Constituyente en las horas aurorales de la Independencia Nacional.
    Tampoco se ha aquilatado el título de “Paraíso Natural de la humanidad”, ni “Capital de la Amistad Internacional” en mérito a la ayuda recibida después del sismo del 70. ¿Y por qué no el título de “Huaraz, ciudad de los nevados”, pues desde cualquier ángulo, la ciudad de Huaraz, presenta un “Telón de fondo, con sus nevados de la Cordillera Blanca.
    Y todo quedó atrás como que Huaraz es Sede del Gobierno Regional de Ancash y es Capital Política de la Región y a pesar de ello, las autoridades, que no son huaracinos, no sienten el cariño por esta tierra, nada les identifica a excepción de sus emolumentos y “cachueleos”.
    Huaraz no merece este trato…
    O es que están contribuyendo a que otra ciudad se lleve la sede regional como se viene propalando?
    Ojo, pestaña y ceja a estos señores que han olvidado su deber sagrado de velar por la prestancia de nuestra ciudad…
   
POR LEY DECLARAN DE NECESIDAD PÚBLICA LAGUNA DE PALCACOCHA
    
 En el diario oficial El Peruano se ha publicado la Ley 30612 aprobada por el pleno del Congreso por el que se declara de “preferente interés nacional y necesidad pública la protección, conservación y prevención de riesgos de la laguna de Palcacocha, ubicada en la Provincia de Huaraz.
    La mencionada fuente de agua en la Cordillera Blanca a más de 4,562 m.s.n.m. y al pie de los nevados Palcaraju de 6,274 m.s.n.m. y Pucaranra de 6,156 m.s.n.m. que suministra agua a la ciudad de Huaraz.
    Desde hace muchos años atrás, Palcacocha ha despertado el temor de desbordarse hacia la ciudad de Huaraz, sin embargo, poca atención se le dio. Hasta que esta vez el Congreso ha tomado en serio el problema por la deglaciación de las lenguas glaciares hacia la laguna.
 
RESUMEN SEMANAL 26:07:2017: 

DESTINARÁN 5 MILLONES PARA AVANZAR CATEDRAL DE HUARAZ
    
 El Gobernador Regional de Ancash, Luis Fernando Gamarra Alor, acaba de anunciar que el ente descentralizado de la Región, destinará 5 millones de soles para la prosecución de los trabajos de la catedral “San Sebastián” de Huaraz, tenga un avance significativo a comienzos del próximo año.
    El proyecto al que se ha acogido la construcción de la Catedral de Huaraz, se denomina “Mejoramiento de los servicios turísticos públicos en los recursos turísticos del recorrido de la ciudad de Huaraz”, que demanda una inversión total de 9 millones 780 mil soles aproximadamente.
    El Gobernador Gamarra Alor, dijo: “quiero anunciar formalmente que a partir de febrero del próximo año, se hará realidad este sueño de los huaracinos como es la culminación de trabajos en la Iglesia Matriz (Catedral) de Huaraz”. El anuncio fue en conferencia de prensa.
    El proyecto anunciado por Gamarra Alor comprende: Mejoramiento de los espacios expositivos del Museo Arqueológico de Ancash e instalación del cerco perimétrico de albañilería, mejoramiento y recuperación del jirón José Olaya, mejoramiento de accesos, ornato e iluminación del templo del Señor de La Soledad, promoción y difusión turística de los recursos turísticos mejorados”.
    En otro pasaje de su reunión con los hombres de prensa. Gamarra Alor anunció la ejecución del Sistema de Alerta Temprana ante riesgos de un aluvión de la sub cuenca del río Quillcay-mancomunidad municipal de Warac-Independencia.
    Vale decir que este sistema permitirá monitorear y observar en tiempo real, el comportamiento de las lagunas Cuchillacocha,Tullparaju y Palcacocha, todos al Este de la ciudad de Huaraz.
    Los trabajos están previstos realizar en noviembre próximo a un costo de 4´706,090 soles.

CONSEJERO POR CARHUAZ EN LA CUERDA FLOJA POR USURPACIÓN DE FUNCIONES
   
 El consejero por la Provincia de Carhuaz, Pedro Hipólito Reyes Reyes, se encuentra en la cuerda floja por usurpación de funciones en agravio del Gobierno Regional de Ancash.
    En efecto, la Tercera Fiscalía Provincial Penal Corporativa de Huaraz, planteó la pena privativa de libertad por cuatro años contra el mencionado consejero.
    El mismo representante del Ministerio Público, logró la inhabilitación para ocupar cargo público por dos años y al pago de reparación civil de 2 mil soles por reparación civil.
    La sentencia deviene de la sesión extraordinaria del Consejo Regional de Ancash para elegir al Consejero Regional Delegado para el período 2015-2016, en que fue elegido Angel Durán León; sin embargo, el Consejero por Carhuaz, Reyes Reyes “convoca a una nueva sesión extraordinaria del Consejo Regional de Ancash para el 21 de Enero del 2015, usurpando la función del delegado elegido en sesión del 7 de enero del 2015, quien había hecho lo propio publicando la convocatoria.
 
 



   

sábado, 29 de julio de 2017

WALTER VIDAL TARAZONA: PALPITAR DEL ANDE

.
 
CUMPLEAÑOS EN LLAMELLIN

Por Juan Rodríguez Jara

Los apus danzan fumando
las avellanas que llegarán
a las cumbres  de Yarcán,
dando alegría a sus coterráneos
hijos genuinos de Llamellín,
 reunidos para una ceremonia.

Todos los caminos y recodos,
Irán llenándose de caminantes
haciendo historia unos,
otros recordando anécdotas
 buscarán su plaza grande
para tentar un abrazo.

Walter Vidal con su proeza
 presentando el libro de Oro
de la provincia de Raimondi.
recogiendo todas las huellas
que dejaron al pasar
El Ande y Yarcán
para la historia sin fin.

Veinte y nueve de julio patriótico,
la tierra colorada recibe
 una torta vestida de blanco,
germinando velitas encendidas;
para que alumbre en cantos.
Walter Arsenio el afortunado
cerca a su ochenio de vida.
Besos y abrazos  esta recibiendo.
¡Felicidades amigo andino!.



RECUERDOS GRATOS


http://4.bp.blogspot.com/-ABYq0zB309U/TvfIftFE24I/AAAAAAAAsIM/9C4SzG0qx5c/s1600/IMG_2211.jpg


PALPITAR DEL ANDE
.
Por Armando Alvarado Balarezo (Nalo)

“Ata cuantas veces sea necesario
 el tiento de tu llanque,
 y sigue corriendo".  
Shapra

Una de las principales preocupaciones de mis padres y abuelos, después de cada cosecha, era escoger la mejor semilla para la nueva siembra, tarea a la que dedicaban todo su amor y su tiempo, para asegurar un fruto sano como nutriente del cuerpo; así era el "Ritual de cultivo", en Chiquián de mis años primeros, con la bendición de Dios.

Esta enseñanza ancestral de armonía entre la Pachamama y el Hombre, la trasladé de niño al mundo de los libros; y desde aquel entonces, conforme voy leyendo, selecciono con el cedazo de la paciencia los ejemplares que sirvirán de alimento espiritual a mis seres queridos: amigos y familiares.

Este año he tenido la dicha de seleccionar muchas obras de autores del orbe, lástima que la mayoría se quedaron en Lima, debido a las pocas libras de peso que nos brindan las aerolíneas para el equipaje.

Hace unos días los libros que me acompañaron durante el viaje fueron entregados a Angie, Kristie y Brianna para su lectura. Anoche escogieron PALPITAR DEL ANDE, de Walter Vidal Tarazona, Elmer Neyra Valverde, Antonino Vidal Vidal, Carlos Garay Veramendi y Juan Rodríguez Jara, como mi regalo navideño; EL COFRE DE CUENTOS ANDINOS, de Olimpio Cotillo Caballero, para que inaugure el 2012 en Nueva York; y TESTAMENTO DE JUDAS, de Carlos Garay Veramendi, como tributo ancashino a la Bajada de Reyes en Nashville.
 
.
http://3.bp.blogspot.com/-G0OLQ0RqlMQ/TvfIy3vWdFI/AAAAAAAAsIY/mmOA4c-L3rM/s1600/IMG_2221.jpg

 
Gracias a la generosidad de los autores, el libro de relatos y poemas PALPITAR DEL ANDE será difundido vía Internet. Dicho libro fue gestado en Huari con ocasión del XVIII Encuentro de Escritores y Poetas de Ancash (MAY 2009), y editado en homenaje a las provincias ancashinas de Pomabamba, Pallasca y Sihuas, por sus aniversarios de creación política, inspirados en ese sentimiento de pertenencia que tiene todo escritor de tierra adentro.
 
.
http://2.bp.blogspot.com/-1zWhUmVHGgg/TvfISwd99SI/AAAAAAAAsIA/HEuPGlB708Y/s1600/libro.jpg

 
PALPITAR DEL ANDE, además de ser una joya de la literatura andina, es un bello testimonio de amor supremo a la tierra que vio nacer a los autores. Obra colectiva de un enorme grado de responsabilidad social como fuente de vida y de gozo, con mensajes de esperanza, de fe y consuelo, haciéndonos voltear la mirada hacia los caminos andados, de comienzo a fin, cada quien creando soles luminosos con su pluma, en el noble empeño de aportar racimos de luz a la obra escrita, como forjadora de educación y cultura a manos llenas.

Los cinco autores son veteranos de la palabra y la acción, con varios libros editados a todo pulmón. Todos ellos son magisterios vivientes desde sus años juveniles, siempre manteniendo incólume el lenguaje popular del relato y la poesía ancashina. Un compendio de imágenes y sonidos, de migracion y añoranza, de recuerdos y latidos, como elementos vitales para mantener crepitante el brasero literario que forja la identidad del ser humano por su querencia..
.
http://4.bp.blogspot.com/-t13e8W4Jwfg/TvfHymV8YPI/AAAAAAAAsHo/h6kWynMlkqM/s1600/PALPITAR%2BDEL%2BANDE%2B-%2BNALO%2BAB.png
.
 
Conocedores que el tiempo es implacable cuando se trata de dejar testimonio de vida, ponen todo su empeño para hacer de Áncash tierra de múltiples legados; y, sabedores que los jóvenes de hoy, mañana serán relevados por otros en la carrera de postas que jamás se detiene en la vida, no se cruzan de brazos y asumen el papel de espectadores, sino que sudan la camiseta corriendo al lado del que sujeta la batuta para darle su aliento y enseñanza. Un verdadero ejemplo de trabajo en equipo para las presentes y las futuras generaciones de literatos. Mis sinceras congratulaciones.

La Vergne, 25 de diciembre de 2011
 


PAPASHU 
 
COBRADOR DE COMBI
 
Por Walter A. Vidal Tarazona

Al mirar al retinto torito queriendo cruzar el río,
al escuchar el arpa invisible llorar sus penas,
al sentir mi mano estrujada por otra, amorosa,
comprendí que mi vida estaba por recorrer.

Al comprender lo que es el ser consolado,
al saber que mi padre no me ha abandonado,
que no había motivo para seguir sufriendo,
se abrió mi mente a la luz, y mi alma por sí vino por mí.

                                                  Shillico.

La combi neoliberal
La combi llegó a Lima los años noventa. Buscó su identidad con sus personajes propios (andinos, criollos, charapitas, blanquitos, chinitos, negritos), con su radio a todo volumen (salsa o huayno, rock o tecnocumbia, bolero o saya), su lenguaje pintoresco (bajan grifo, pisa, abre, plancha, chantón...), su chofer bien “bacán” o “achoradito”, su cobrador bien “mosca", gritando a voz en cuello, al estilo de los pregoneros en la sierra -¡CAMINOS DEL INCA BOLICHERA SAN JUAN- y sus marcadores bien "tigres", “toreando” en la pista a los carros de todo tamaño para atrapar su sencillo en el aire o recogerlo del suelo. Hasta los pasajeros de la combi neoliberal se han involucrando, “sin querer queriendo”, con la cultura combi.
.
- Bajan colegio. ¡Oye pues te estoy avisando!, ¡bajan colegio Bartolomé Herrera!

- Bartolo bajan, bartolobartolobartolo… bajanbajan, siguen bajando.

Baja insultando al cobrador, al tiempo que también le grita, por el celular pegado a su oreja, creo yo, a su marido que está al otro lado de la línea virtual, Dios sabe dónde. 
 
Si nos remontamos a los inicios del "desborde popular" (algunos sociólogos llaman así a uno de los efectos de la absurda centralización), podemos encontrar algún antecedente de esta combi en la primera gran crisis del transporte tradicional, cuando al no poder adaptarse al explosivo crecimiento urbano, dio paso a los microbuses, los cuales no pudieron integrar los asentamientos humanos para facilitar su informal expansión, como sí lo han hecho las combis a la perfección como parte de esta guerra por subsistir generada por el neoliberalismo salvaje. Ya por los años 50 aquel transporte tradicional, con sus tranvías y todo, no abastecía a la población urbana en crecimiento caótico. Lima empezaba a cambiar de rostro.

Por aquellos años llegó a Lima el papá de mi amigo Shillico. La ciudad le pareció un monstruo gris sin cabeza. Por su piel de cemento, el muchacho caminó sin rumbo con la boca abierta y la mirada perdida en las alturas de los edificios sin techo. Dicen que subió a un tranvía y le pidió al conductor que le llevara donde su tío Alfonso que, según él, “se veno a Lima en 1934”.

En realidad, nada de lo que miraba entendió ni nadie se interesó en entenderlo cuando repetía: me tío Alfonso se veno a Lema termenando su premaria en Huari porque en mi tierra sólo hay escuela hasta el segundo año de premaria y por eso me tío se fue a termenar su premaria a Huari, y termenando su premaria no mas se regresó a su tierra en donde con su amigo se escaparon a la costa, porque me tío quería ser huayruro…
El papá de Shillico quería decir que el tío Alfonso quiso ser policía para usar aquel famoso uniforme rojo con negro, del color del huayruro. Nadie entendió al muchacho. Regresó a su tierra sin pena ni gloria. A ciencia cierta no se pudo saber a qué vino a Lima. Ni él mismo lo supo explicar. ¿Se habría contagiado de la fiebre de irse a la costa, mejor dicho, a las haciendas de la caña y el algodón, como lo hacían los jóvenes de su pueblo?. 
 
Pero él regresó a su tierra y no se desarraigó más de ella. Sembró en su chacra algo de trigo, papa, maíz y también algunos hijos en el vientre de la dura y bella Morayma. De allí nació Shillico y así empieza nuestra pequeña historia.

Surco Viejo, pequeño pueblo cautivo en Lima 
 
Surco, diez de la mañana, hora en que nos encontraríamos aquí, en la glorieta del pequeño parque enrejado de la Plaza Mayor de Surco, con Papashu, el hijo de mi amigo de primaria Cirilo, a quien con cariño en la escuela le llamábamos Shillico.
El sol empieza a quemar. 
 
Surco Viejo, también conocido como Surco Pueblo, con su Plaza Mayor, su pequeña iglesia, con dos torres, una campana grande y la casa parroquial; su Municipalidad, con puertas de madera en arco y faroles plantados en el pasaje Sáenz Peña; su pequeño parque, con su hermosa glorieta techada de madera, rodeado de boticas y restaurantes, como “El Rosedal”, el coliseo de gallos en el jirón Ayacucho, “El Mesón de Surco” en el jirón Francisco Bolognesi; en fin, con sus viñedos y sus antiguas casas de un piso, es algo así como un pequeño pueblo de provincia, cautivo del inmenso remolino de carros, taxicholos, carretillas, calles, cables, postes de alumbrado, avenidas, parques, árboles, edificios, casas, mansiones, pocilgas, luces, ruidos, humos, basurales, avisos luminosos, que dan vida y muerte a Lima.
 
Y Lima, la de hoy, ya sin aquellos corceles y burros que, ataviados de cosas, recorrían sus campiñas, atravesando las acequias de Huatica y de Surco, conserva aún, pero desordenada, vieja y sucia, sus tres valles sembrados de cemento: Lurín (urín Lima), Rímac (rimajk mayu, ya sin peces ni camarones) y Chillón, con su río casi seco, como una gigante acequia. Hoy una combi “correteadora” recorre, no en dos días como lo hacía una carroza o en tres días como lo hacían los burros ataviados de cosas, sino en dos o tres horas, de un extremo a otro, recogiendo y dejando gente a cada paso. 
 
Diez y veinte. El sol está quemando fuerte. Seguro que anoche Papashu ha celebrado la concesión de la mano de su novia con su futuro suegro o tal vez con sus amigos. “Papashu, ¡Cómo lloraste a borbotones en mi pecho cuando te dije que estaba buscando a tu padre!, mi mejor amigo de primaria, y que su nombre yo había leído en un periódico chicha: Cirilo Fernán, controlador y amigo del occiso, resultó gravemente herido”. 
 
Ayer, al morir la tarde, con el lejano mar chalaco como mudo testigo, en no sé si avenida o jirón Pacasmayo, en el interior de una mugrienta combi, conocí a Papashu y lo bauticé como “Shillico chico”, por que se parecía a mi amigo Shillico, mi compañero de carpeta en el Centro Escolar Pre Vocacional 343 de mi tierra colorada. El chofer de la combi, amigo y protector de Papashu, ayudó a hacer menos complicado aquel encuentro, y me dio el difícil encargo de acompañarlo a Papashu a la casa de su novia para pedirle la mano de ella a su señor padre. No hubo tiempo para negarme. 
 
Después que Shillico chico calmó su llanto en mi pecho, nos encaminamos a la casa del papá de su novia a “pedirle la mano de ella”. El “suegro”, un moreno bonachón y bien criollazo, orgulloso de su vida en un pequeño cuarto de un garaje desmantelado, logró que me tomara un par de “chelitas” antes de darnos su consentimiento; después del cual, la chica le abrazó a su papá y de un salto le tapó la boca de besos a Shillico chico. Al cabo de una hora, salíamos de la casa de la novia, Papashu y yo, abrazados, rumbo al paradero. Antes de despedirme le dije al emocionado Papashu: “mañana ocho de octubre, día feriado, te invito un desayuno en Surco, en el restaurante El Torito”. Él se entusiasmó. “No te olvides de llevarla también a tu novia. Nos encontramos en la plaza”, agregué antes de subir a una combi de la linea S que me trajo de regreso.
 
Diez y cincuenta. Cuando empezaba a achicharrarme con el sol, al fin, distingo a mi pequeño amigo con su bella novia, bajando por el jirón Ayacucho a la plaza. Levanto en alto mi brazo y él me contesta del mismo modo. Nos fundimos en un abrazo, al tiempo que ella estampa un sonoro beso en mi mejilla. 
 
- Discúlpanos, tío, que te hemos hecho esperar. Mi mujercita no estaba lista para salir rápido.
 
- No he esperado mucho, no te preocupes. 
 
- Y dónde está tu casa, tío.
 
- A cinco cuadras de aquí... pero el desayuno surcano vamos a tomar, no en mi casa, sino en El Torito, por ahí, por donde ustedes han pasado.

Antes que él replicara y también antes que ella, al parecer muy cansada, se sentara en la banca del parque, tomé con una mano el brazo de Shillico chico y con la otra hice lo mismo con su bella mujercita y nos encaminamos a El Torito. 
 
Al ingresar al famoso restaurante, lo primero que vemos es la pintura, en toda la pared, de un ágil torito negro retinto, que al parecer ha hecho un alto en su trote para contemplar un remansado y silencioso río.
 
Once de la mañana. Se acerca una jovencita uniformada de blanco y negro, nos saluda con amabilidad y nos indica que todavía no hay almuerzo. “Lo que queremos, señorita, primero, es que cambie esa música, esto que estamos escuchando es ruido que daña el oído, y si no hay otra, baje el volumen”, le digo. “¿Huaynito?”, me pregunta (no sé si con cachita). “Excelente, pero suavecito -le contesto- y después nos traes tres desayunos surcanos... ¡Ah!, y por delante, una inca kola helada de litro y medio”. 
 
De la invisible guitarra de García Zárate, empiezan a destilarse las notas de la valicha, mientras afuera, por la calle, los carros pasan a bocinazos estúpidamente.

- Oye “sobrino”, parece que ya le hiciste el encargo de un cirilito a mi “sobrina”. Y tú, “sobrina”, no puedes ya esconder tu huahua en tu barriguita, que por cierto te cae bien.

- Así es tío -contesta Shillico chico- usted sabrá que ya es difícil cuando las cosas queman, y yo quiero a mi mujer aunque no nos hemos casado todavía.

- ¿Y qué esperan? La Municipalidad de Surco está organizando un matrimonio masivo acá, en la Plaza Mayor, para fin de mes.

- Ahitá pe, nos casamos, amorcito –se adelanta ella a responder con ternura, mirando fijamente a los ojos de Papashu; luego agrega- me gustaría que el doctor sea nuestro padrino.

- Oye, “sobrinita”, no soy doctor; trátame como me está tratando tu novio Shillico. Bueno, acepto ser padrino de ustedes; pero busquen una linda madrina…

“Festejábamos” a carcajadas mi ocurrencia cuando el mozo interrumpe la algarabía, al acercarse con la botella de inca kola y tres vasos. La risa de Papashu me recuerda a la de su padre; algo del acento y la sonoridad de su voz se parece mucho a la de mi añorado amigo Shillico. 
 
Ahora, las cuerdas del arpa, como olitas de Querococha1, burbujeantes al beso del viento, acompañan la voz de Sonia Morales, en un huayno que se ha convertido en el boom del momento, en los conos de Lima, gracias a la influencia de la cumbia, de la música huanca y la tecnología. 
 
El mozo regresa con tres porciones de chicharrones, tamales, morcillas, camote frito, cancha y bastante cebolla; y la chica que tomó nuestro pedido, completa el servicio con las tazas de café con leche. De nuestra parte, el hambre, robustecida por la caminata, hizo trizas de los chicharrones, los camotes, la cancha, las tazas de café con leche de la hacienda de Cruz Blanca. 
 
Shillico chico se dispone a romper el largo silencio debido a que nuestras bocas estaban ocupadas con el suculento desayuno. Pero antes que sirvieran los tamales, yo había contado, sucintamente, la historia de mi amistad con Cirilo cuando estudiamos en la escuela de mi pueblo y también había hecho referencia al día aquel, en que, en el quiosco de venta de revistas y diarios de la esquina entre Benavides y Caminos de Inca, leí en la portada de un periódico chicha, el nombre de Cirilo Fernán, es decir, de mi amigo Shillico. Papashu, por su lado, ha narrado, escuetamente, su huida a Lima, después de la muerte de su padre, no sé si por manos de los “terrucos o de los milicos”.

- No sé cómo apareces en mi camino, tío, cuanto más me hacen falta mis padres. Yo sé que, desde el cielo, ellos te están agradeciendo.

Ahora la música es de los Jarkas:
.
…wa wa wayaya ya ya yayyyyy
wayaya yayay wa yayayay yayyay.

- Agradece a Dios, hijo, por haberte dado una bella mujer y un hijo en camino, ahí, dentro de ella; también por tener un nuevo amigo que te quiere, porque guarda como un tesoro, el recuerdo de tu padre. No estás, pues, solo, amigo mío.

- Nuestro Señor no nos va a abandonar –añade su bella compañera, ensayando una voz de huachwita2 tierna.

- Quiero decirte, mi amor –contesta Shillico chico después de una pequeña pausa que aprovechó para insuflar su pecho de pichuichanca3 – que todo ha quedado atrás. No más sufrimientos...

Papashu aspira nuevamente el aire enrarecido y dispara su mirada al torito retinto de la pared del frente para perderse, al parecer, en vagos recuerdo de su infancia. “Cuando conocí Llamellín, me pareció una ciudad grande; pero después de dos años, de regreso de Barranca a mi pueblo en compañía de mi padre, pasé por Llamellín, me pareció ya muy chico, acurrucado ahicito no más, entre las quebradas secas de Paccharajra y de Cancanán, debajo del cerro de Pahuacoto. Al entrar el camión por Allauca y girar bruscamente a su plaza parecía que íbamos a chocar con este cerro. En cambio Barranca era una ciudad inmensa”. 
 
- ¿En qué piensas, mi amor? –la novia rompe el silencio de Shillico chico, mientras toma su mano con delicadeza y la retiene entre las suyas. Su rosada cara de cuhuay4 es bella y sus ojos iluminan cierto candor infantil cuando miran a Papashu. 
 
- Yo estaba recordando la tierra del “tío”; es linda su ciudad, mi amor. 
 
Él intuía lo ansioso que yo estaba para escuchar la segunda parte de su historia, es decir, la que sigue a la muerte de su padre. Pero él, a mi entender, no quería seguir más abriendo heridas. “Después de la muerte de tu papá, mi entrañable amigo de primaria, ¿qué es lo que pasó, Shillico chico?”. 
 
Quiero gritar que soy feliz 
 
Ahora los jarkas cantan quiero gritar que soy feliz.
 
Intento regresar al tema de los “dateros” de combis y micros, para que Shillico chico me cuente qué sucedió aquel fatídico día del tiroteo entre “unos delincuentes que pretendieron asaltar y un contingente de policías que rechazó a fuego limpio”, donde “Cirilo Fernán, controlador y amigo del occiso, resultó gravemente herido”, como informaba el periódico chicha que leí en el puesto de revistas y diarios que está en el cruce de la avenida Benavides con Caminos del Inca, en Surco. 
 
Yo, antes de ponerme a buscar a mi amigo Cirilo en las distintas líneas que pasan por el sitio donde ocurrió el hecho de sangre, aquel 12 de abril del 2004, ya me había comunicado, vía telefónica, con las autoridades del pueblito de Cirilo. Las respuestas eran algo así: “ya no existe esa familia”, “no conozco a él ni a familiar cercano”, “ hace bastante tiempo que se fueron a Lima”, “el papá se fue a la selva y no regresó más”, “sus hijos fueron secuestrados por los terrucos y los padres desaparecieron del pueblo”, y cosas por el estilo. No me quedó otro camino que abordar los micros y las combis, paradero por paradero, preguntando por Cirilo el controlador.
 
“Chapita”, un joven controlador de micros, fue quien me dio la mejor pista: conoció a un muchacho ancashino a quien sus amigos le decían “papashu” y “dateaba” a la línea S que viene desde Surco, por la avenida Benavides, recorre la La Marina, Faucett, hasta Pacasmayo, donde está su último paradero. “Ese muchacho ancashino podría saber algo de Cirilo”, me animé... y seguí buscándolo, preguntando por él en cada paradero; en adelante, lo haría en los paraderos de la línea S, hasta que el día de ayer, a eso de las tres de la tarde, abordé una unidad de esta línea en la avenida La Marina. “¡CUEVABAJAN CUEVACUEVA ...BAJANBAJANBAJAN! ¡SUBEN! ¡VAMO!” 
 
- Ahora es Ud. quien se ha puesto triste, doctor. 
 
- No sigas diciéndome doctor, hija. Todavía no me he doctorado. 
 
- ¿Seguro que estabas pensando en tu tierra, tío? -interviene Shillico chico.
 
- Estaba pensando en el trabajo que tienen los que controlan o “datean” a los choferes. Mira, este trabajo es creación valiente de los provincianos en respuesta a la falta de empleo, es una forma ingeniosa de sobrevivir que tienen los marginados. 
 
- ¿Qué cosa es marginados?. –por fin, resuelta, ella me dirige una pregunta directa, y continúa hablando- bueno, yo he nacido aquí, tío, pero mi amorcito, se vino porque le pasó todo lo que ha contado; mis padres y todos, no sé por qué se vinieron a Lima. ¿Por qué los provincianos somos marginados? 
 
Siento que me voy a enfrascar en explicaciones y no poder lograr mi propósito de hacerlo hablar a Shillico chico. 
 
- Me haces varias preguntas, “sobrina”. Los sociólogos y economistas usan este nombre de marginados para los sectores sociales a los cuales no se les toma en cuenta para el desarrollo económico; es decir, se les margina de sus derechos como son educación, salud, seguridad, etc., a pesar de que la Constitución garantiza esas obligaciones del Estado para todos los peruanos.
 
- Muy bien, “tío” –interrumpe Papashu- la primera pregunta has contestado… - Todos festejamos con risas la ocurrencia de Papashu. 
 
- Bien, ¿por qué nos hemos venido? Primero, la producción industrial se afincó en la costa urbana, básicamente en Lima, por lo que ella necesitó mano de obra barata y los provincianos empezamos a venir por el salario. Después, la producción necesitó mercado y más fácil era vender, los bienes y servicios, aquí mismo; entonces la política facilitó la migración desordenada; pero no solamente el trabajo era una necesidad que se satisfacía en Lima, sino, también el estudio. Más tarde también los políticos se dieron cuenta que llenar planillones con firmas y conseguir votos era más fácil aquí, cerca; finalmente los “terrucos” se encargaron de terminar el trabajo arreando gente joven a Lima. Los gobiernos, por su lado, no hicieron nada por impedir esa estampida de los provincianos a Lima. 
 
- Difícil de entender, tío, pero siga no más ya pues. 
 
Nuevamente nos echamos a reír, los tres, al unísono, juntos, desbordantemente.
 
- Bueno, voy a seguir. Lo cierto es que nos hemos venido a Lima con todo lo que tenemos. Tal vez nos hemos venido porque nos sentíamos marginados, y acá estamos con nuestros danzantes, nuestros pizarros, rucus, apus, pallas, comidas, bailes, músicos, cantantes, etc. Es un milagro que no se nos haya ocurrido traer a nuestra Virgen Purísima, una de las más lindas del Perú y de América. 
 
- ¿Pero el gobierno no hace nada para evitar todo esto? -pregunta ella.
 
- Evitar qué, hija. La migración, que es la antesala de la marginación capitalina, la han propiciado, mediante las titulaciones de viviendas, agua y luz, hoy mismo están haciendo trabajos para aumentar el caudal del río Rímac, quitándole su agua a la sierra; es decir, la política de los gobiernos siempre ha sido centralista y excluyente. Pero, no todos los provincianos en Lima son marginados; muchos han triunfado, y algunos han llegado a ser Presidente del Perú. 
 
Aquí, me callo teniendo en cuenta que Shillico chico debía terminar con la segunda parte de su historia, desde la muerte de su padre, mi gran amigo de primaria, hasta el día de ayer, en que lo encontré gritando desde una combi TODO MARINAFOCETAEROPUERTO SANTAROSAPACASMAYO. Shillico chico vino huyendo. De cualquier modo, todos nos hemos venido con todo. Con nuestros danzantes, nuestros pizarros, rucus, apus, pallas, comidas, bailes, todo, todo; y la chicha, la hemos cambiado por la cerveza”... 
 
- Casi todos nuestros paisano están acá, tío; hacen su fiesta aquí como en nuestra tierra -el chico como que leyó lo que estaba pensando. 
 
- Cierto, es un milagro que no se nos haya ocurrido traerla también a nuestra Patrona, la Mama Pulli. Pero está aquí Celso, el genial cajero de Ancascocha, aunque sin hablar el castellano, alucinando con su pincullo y su caja a los paisanos y limeños, en Puente Piedra. 
 
Nuevamente caigo en cuenta que Shillico chico está evitando continuar con la segunda parte de su historia. “¡Caray, cómo hago para que retome su historia, sin que le afecte sus recuerdos!” 
 
- ¿Por qué te has callado, tío?; aunque no entendemos mucho de lo que nos dices, pero nos gusta escucharte porque hablas bonito.- ¿Desde cuándo estamos así…? -me pregunta la novia de Shillico chico. 
 
- ¿cómo…? 
 
- Marginados, pues. A ver, si ya entendí qué es eso: o sea, soy pobre. Vivo con mi padre, y él a veces está sin trabajo. Con las justas me ha ayudado a terminar mi media. Todo cuesta mucho y no hay ayuda para estudiar, para trabajar, es una tentación delinquir…
 
- Bien, hija, has entendido. La marginación social nace con la colonia. Los años setenta, con el Chino, el peruano (no el japonés), las cosas que venían sucediendo en la economía quisieron tomar otro rumbo en el Perú. Mejoraron los ingresos, más que nada mejoró su distribución; hubo un poco más chamba, aunque la gente después se vino a Lima con más fuerza porque la reforma agraria no salió del todo bien, sin embargo en plena crisis mundial estábamos más o menos mejor que antes, y mucho mejor que después… 
 
Me callo nuevamente con la intención de que Shillico chico termine su relato; pero como que él trata de dejarlo trunco.
 
- Mi mancha dice que el Presidente es malo gobernando, ¿verdad será? –interviene Papashu. 
 
- ¡Oye, Papashu! estás “toreando” tu historia, por no terminarla. ¡Acaba ya!, tenemos que irnos. 
 
- Pero me puedes contestar cortito no más ya. 
 
- Lo que pasa es que, los garacos5 limeños, jamás van a admitir que un indio serrano dirija la Nación, y encima lo haga bien. Tampoco hay que esperar que la gente que se aprovechó de la corrupción va a hablar bien de él, algunos manejan los medios de información que hoy se han vuelto un poder descomunal… ellos le hacen la vida difícil al pobre cholo. Eso es todo. 
 
- Yo también escucho que el Presidente no es buen político. 
 
- Mira, hija, la política es una forma de llegar a la realidad poniendo en práctica una teoría o un modelo específico. No hay política como política, lo que hay es política económica, política educativa, política social, agraria, cultural…
 
No puedo contener una carcajada un tanto perversa. Rompemos nuevamente en una interminable risa, salvajemente ruidosa. 
 
- Tío, creo que estás vacilando a tu “sobrina”. 
 
- Para nada, Papashu. No estamos de acuerdo con el modelo neoliberal que maneja el Presidente, estoy reteniendo nuevamente una risa al auscultar las miradas de mis interlocutores- pero, su política económica está dando buenos resultados. Hay crecimiento de la producción, los precios no suben, la inversión aumenta, el riesgo país ha bajado, los papeles de la deuda externa están por encima del 90% como nunca, los términos de intercambio han mejorado… 
 
- Pasu machu, qué será eso. 
 
- Pero la gente no está contenta con él, -insiste la chica. 
 
- Es que los diarios, a diario, nos dicen que él es mentiroso, que no reconoce a su hija, que su sobrino es violador, su hermano ratero, etc, etc. La mayoría de la gente que lee todo eso (más nos gusta las intrigas que lo que sucede en economía o en educación, porque estas cosas no entendemos), cree, pues, porque está sumida en la ignorancia. Es fácil para la televisión y los diarios llevarnos por donde ellos quieren que vayamos, o sea, que estemos descontentos, y le fastidiemos al gobierno, por que ellos no están tan contentos, como estaban con el “chino” (el japonés). 
 
- Pero el “chino” repartía arroz, azúcar en mi asentamiento. 
 
- No les parece que mejor es dar trabajo, educar, cuidar la salud. Su gobierno despidió a trabajadores de los ministerios y de las empresas; aumentó la informalidad, la corrupción, incluyendo la combi neoliberal, con su chofer “achorado”, su cobrador, sus dateros y toda la “recua” de subsistentes.
 
Papashu parece incomodarse, no tanto por el cansancio, sino, por lo que entiende que estaría involucrado, tal vez. 
 
- No insulto, chico, sólo quiero afirmar que es la educación el asunto que más daño ha sufrido. Tampoco debo generalizar. Les cuento un caso patético que encontré en mis andanzas buscando a tu padre, Shillico… 
 
- A ver cuenta, tío –ambos me piden con mucho interés. 
 
- Es el caso de un señor, de 42 años, separado de su esposa, profesor de filosofía y ciencias sociales, ganándose la vida desde hace dos años como datero. Recuerdo bien lo que me dijo: “me rajé el lomo estudiando cinco años para poder ser un profesional de provecho, y mira en donde estoy ahora”. 
 
Me doy cuenta que me enfrasco cada vez más y Papashu no ha terminado con la segunda parte de su historia; por eso es que oriento la conversación hacia la combi, el cobrador, el datero. “Shillico, quiero saber que pasó aquel día fatídico del tiroteo de los delincuentes con la policía”, casi grito en mis adentros. 
 
- Es que el hambre no respeta ni a los doctores, tío; y no hay trabajo. Yo he visto a muchos robar porque ya no pueden más…
 
- La pobreza te puede empujar a obrar mal, porque es más fácil hacer el mal que hacer el bien. Por eso se necesita valentía para vivir honradamente, aunque pobres; por cierto que es más fácil para los jóvenes dedicarse a la delincuencia y a la droga. Por eso a ustedes los felicito, porque han apostado por el amor. Si todos optáramos por el amor derrotaríamos la maldad. Tú estás, Papashu, trabajando no interesa de qué, tu novia si no lo está haciendo, está buscando; por favor, no pierdan oportunidad de seguir estudiando también. 
 
- Claro que sí, tío, gracias; pero tienes que ayudarnos a salir adelante. No sé cómo ocurrió el milagro de conocerte, tal vez es obra de mi padre que está en el cielo. Felizmente yo estoy chambeando. Creo que ningún trabajo es humillante.
 
- ¿Por qué ha de ser humillante, mi amor? –Interviene su novia- Un “dateador” gana casi S/1400 al mes descansando cinco días. 
 
- Eso es mucho más que el sueldo promedio del profesor universitario, el profesor de escuela gana un poco más de la mitad de esa suma, un cajero de banco no llega a ganar 800 y un policía gana casi igual que el maestro de escuela -intervengo nuevamente. 
 
Doce del día. Llegó la hora de ir a la universidad a dictar clases. Todavía me he quedado intrigado… “¿Shillico chico habrá sido controlador antes de ser cobrador?”, pues, en mi recorrido, tras los micros y combis y sus paraderos, ningún controlador me manifestó que de “datero” se había pasado a cobrador; pero sí, era común, que ocurriera al revés. Eso fue el caso de Edgar, a quien conocí en el cruce de la avenida La Marina con Riva Agüero. Antes de ser datero él fue cobrador de la misma línea para la que ahora trabaja pagando S/1.50 por su permanencia en el puesto, “por eso a veces me recurseo como albañil y también como chofer; estos trabajos los alterno cuando hay oportunidad, me contaba. De controlador trabaja de tres de la tarde a once y media de la noche, por una “propina que a duras penas me alcanza –dice él- para mantener a mi esposa y a mis dos pequeños hijos; aunque no tengo contrato con las líneas para quienes laboro, ni recibo beneficio social, es el mejor trabajo que hasta ahora he encontrado para sobrevivir”. 
 
- Hay de todo, tío, en la chamba de la marcación y la cobrada. 
 
- Cuéntanos, Shillico… 
 
- Conocí a un pata de la línea 48 que antes trabajaba como mozo en el Gran Hotel Shera. Dejó esa chamba porque le metían siempre como empleado nuevo, para no reconocerle sus beneficios. Entonces, con lo que le pagaron cuando salió de su chamba más sus ahorros compró una combi de segunda, contrató un chofer y él se puso a cobrar; pero vio que controlando se ganaba más y se puso a datear. Pero no aguantó la chamba y se enfermó, el tío, cuando se sanó, regresó de cobrador. 
 
- Cómo fue tu caso, Papashu. 
 
- Yo antes de ser cobrador, fui datero. La ventaja de este oficio está en que nadie te friega.

- Pero, amorcito, a cambio de soportar el humo, la contaminación, el frío, el hambre, la sed, las ganas de ir al baño, y sobre todo el peligro como lo has pasado tú, mi cielo. 
 
- Sí. Claro, claro. Cuando ocurrió aquel tiroteo de miér… yo estaba de controlador, por eso sé cómo es ese negocio. Ser datero independiente resulta más beneficioso porque no tienes que pagar a otro una parte de lo que ganas; aunque al principio algunos cobradores no te dan nada, pero yo estuve mejor que antes, cuando era lavador de carros.
 
- ¡Precisamente porque le hirieron es que se puso de cobrador! Así saca menos plata, pero es más suave la chamba, ¿no amorcito?.

- Así es. Yo fui datero independiente, un “soplón” como nos dicen, pero es mejor, porque no tienes que pagar a otro, parte de lo que ganas. En cambio sí, los controladores que trabajan para una empresa contratados en forma directa o a veces mediante “servi”. 
 
- Services. 
 
- Al principio no me daban nada; pero, aún así, como marcador, estuve mejor que lavador de carros, pues lo que ganaba no me alcanzaba para comer. 
 
- Dime, Cirilo, finalmente, ¿cómo fue que te pusieron el nombre de “Papashu”? 
 
- Cuando ese inocente cobrador que murió… ¿Sabes quien fue, no tío?... 
 
- ¡No me digas que fue el señor que se retiró de mozo del Gran Hotel Shera y compró su combi de segunda! -repliqué con aire de incrédulo y asombrado.

- Sí, tiocito. Su chofer se compadeció de mí, y me llevó al Hospital de Emergencia.
 
Cuando me dieron de alta él pagó mis gastos, me dijo vamos a mi casa hasta que te mejores, y yo le dije: ¡GRACIAS PAPACHO!… así agradecía mi padre a la gente buena. 
 
El chico enmudeció por unos minutos. Nuestros ojos se bañaron de lágrimas. Shillico chico infló su pequeño pecho de pichuichanca, pero esta vez para soltar un hondo y tembloroso suspiro, antes de levantarse de su asiento.
 
Nos paramos. “Gracias, muchas gracias”, “gracias tío”... “De nada”. “Los quiero chicos, como si fueran mis hijos”. Llamé al mozo para pagar la cuenta. A Shillico chico le faltó contarnos cómo se vino dejando a su madre y a su hermana. “Será la próxima vez”. 
 
Doce del día cinco minutos del ocho de octubre del 2004. Salimos de El Torito por el jirón Ayacucho hasta el cruce con el jirón Doña Delmira. En la esquina, un bello surtidor de agua derrama el cristalino líquido a través del cántaro de barro en brazos de una surcana de antaño. Al pie, otros cántaros adornan la pileta y, detrás, una parra da vistosidad a la acogedora esquina. Cruzamos la vereda para ponernos al costado de aquel escenario.
 
Un sol intenso cae en la esquina entre la avenida Ayacucho y la calle Doña Delmira. Los chicos, tomados de las manos, abordan “El Rápido” que sube por Ayacucho. 
 
Yo bajé por aquella avenida, a pie, envuelto en una extraña soledad, con la mente y los pasos chamuscándose en el sol, mientras rumiaba en silencio olvidados ritmos que, cual nenúfares, flotaban en mi memoria desde Chuclus chanca llamellina hasta Hava Naguila. Aún me encuentro frente al mar barranquino con mi pensamiento en aquel titular del diario chicha: 
 
Durante tiroteo con delincuentes tombo voló cabeza a cobrador de combi. Cirilo Fernán, amigo del occiso, resultó gravemente herido”. 
 
Inmediatamente me puse a buscar a mi amigo Shillico. Después de varios meses encontré a su hijo. Él también se llamaba Cirilo Fernán, como su padre, y gritaba desde una combi “¡TODO MARINAFÓCETAEROPUERTO SANTAROSAPACASMAYO”. 
 
WALTER VIDAL TARAZONA

* * * * *

1 Hermosa laguna antes del túnel de Cahuish; sus heladas y tranquilas aguas cambian de color al ser observadas de diferentes ángulos, según nuestra situación en las curvas de la carretera que se culebrea antes de introducirse a dicho túnel. 
 
2 Bellísima perdiz silvestre, de color gris el cuerpo y blanco con negro la cola; vive en las alturas cordilleranas, sale de su covachita para alimentarse y tomar sol entre los ichus. 
 
3 Gorrión. 
 
4 Exquisita papa arenosa cocinada en fogón de leña. 
 
5 “Garaco”, “pituco” en su versión serrana, es antónimo de cholo o indio; es el blanco adinerado.


IMÁGENES DE LA PRESENTACIÓN DE LOS LIBROS:


"PALPITAR DEL ANDE. RELATOS Y POESÍAS"

Y "POMABAMBA, CIUDAD DE LOS CEDROS"

CLUB ANCASH - LIMA

Por Armando Alvarado Ba
larezo (Nalo)
.




http://3.bp.blogspot.com/_9x5yM8KjMoo/TVDYOFuMdyI/AAAAAAAAg6U/UgyLAQl6-QM/s1600/8888.bmp

http://1.bp.blogspot.com/_9x5yM8KjMoo/TVDX_c-ZGVI/AAAAAAAAg6M/lgG4ArIypcE/s1600/88.bmphttp://1.bp.blogspot.com/_9x5yM8KjMoo/TVDXwhR8EBI/AAAAAAAAg6E/bHbXjISuBJw/s1600/888.bmp

http://3.bp.blogspot.com/_9x5yM8KjMoo/TVDfDueWOGI/AAAAAAAAg6c/aaKo80kGL9g/s1600/ancah.bmp
 .
 
FELIZ CUMPLEAÑOS ENTRAÑABLE AMIGO WALTER
 
LIMA, 29 DE JULIO DE 2017
 

Club Áncash - 27 de julio de 2016
Iniciando el festejo por el cumpleaños de Wavita.
Amigos: Lucho Albitres, Nalo Alvarado, Alejandro Aldave, 
Juan Rodríguez, Roberto Rosario y Walter Vidal.
 
 

REYDA ALVARADO: CHIQUIANITA BELLA MUJER

JUDITH BALAREZO - LINDA CHIQUIANA

PASTORITA HUARACINA Y PRINCESITA DE YUNGAY

NIEVES ALVARADO

RITMO ANDINO DE HUASTA

La casa vieja - Nieves Alvarado

Hualín Aldave Palacios

ORQUESTA RITMO ANDINO DE HUASTA

BANDA DE MANGAS

CHIQUIÁN - BELLEZA INCOMPARABLE

Oswaldo Pardo Loarte

Chiquián - Marco Calderón Ríos

BANDA DE LLIPA

LUIS PARDO, EN LA VOZ DE CARLOS ORO

WET - COMO QUIEN PIERDE UNA ESTRELLA

WET - EL VIENTO DEL OTOÑO ES ASÍ

WET - NO PUEDO ARRANCARTE DE MÍ

WET - BUENOS DÍAS TRISTEZA

WET - DÓNDE ESTARÁ MIPRIMAVERA

WET - LUNA DE MIEL

WET - DONDE ESTÉS

NIÑA - DUO ANTOLOGÍA